Condiciones de trabajo: aumentar la motivación

Las condiciones en las que desarrollamos nuestro trabajo se hacen, desde hace años, cada vez más difíciles. Agendas saturadas, guardias, exigencias desmesuradas de los objetivos de gestión, escaso tiempo para la atención médica, exigencias de los usuarios, etc., etc., son «compañeros» de trabajo cotidiano que favorecen el cansancio psicofísico y la desmotivación. Sin embargo existen métodos para que la motivación profesional permanezca y aumente.

 

La motivación es un factor clave que, si se pierde, puede afectar mucho profesionalmente. El médico puede lograr ser mejor médico y mejor persona partiendo de un mejor conocimiento de sí mismo e identificando aquellas áreas vitales en las que quiera avanzar, ya volviendo a sus orígenes, modificando conductas, diseñando y alcanzando retos u otros objetivos que nos fijemos como mejora y enriquecimiento.

Los expertos dan 10 claves para mejorar la motivación:

      1. Conocerse a sí mismo es lo primero para motivarse. Saber lo que apasiona, alegra y motiva y lo que desconecta, apaga o entristece para enconrtrar las palancas y frenos que tenemos.

      2. Encontrar sentido a lo que se hace en la vida, que va mas allá de cobrar un sueldo a fín de mes.

      3. Trabajar la automotivación, que tiene mucho que ver con la madurez personal, que comienza por tener muy claro lo que se quiere en la vida, saber lo que se desea y ser consciente de lo que va a costar conseguirlo en términos de energía, renuncias, firmeza, etc.

      4. Tener en cuenta que un médico desmotivado puede recuperar su motivación. El truco para ello es tomárselo con seriedad.

      5. Cuidar factores esenciales como el descanso, el ejercicio físico, la alimentaciópn saludable y las actitudes positivas, que favorecen la resolucón de poblemas.

      6. Trabajar la resiliencia o capacidad para superar las adversidades lo antes posible. Ayudan a ello el establecer metas y sueños, aceptar la realidad sin buscar culpables para poder cambiarla a mejor o tomarse los problemas como una oportunidad para crecer.

      7. Identificar los problemas con una visión relajada y sensata. Una vez identificados los problemas y visualizadas las soluciones, se necesita tiempo y tranquilidad para llevarlas a la práctica.

      8. Aprender a delegar para gestionar mejor el tiempo. Darse cuenta de que, a veces, no se puede llegar a todo mejora ostensiblemente la capacidad para organizar tareas.

      9. Reducir el estres. Muchos lo sufrimos pero es difícil controlarlo. Es muy recomendable saber distinguir entre lo que tiene solución y lo que no para poder centrar los esfuerzos en lo que realmente está en nuestras manos. Intentar que lo que disgusta y no podemos modificar nos afecte menos y no nos lleve a un estado de rechazo permanente.

            Descanso, relajación o respiración consiguen resultados espectaculares en el control del estres. Es muy recomendable buscar un momento, unos minutos tan solo, en medio de la actividad laboral para practicar con esta herramienta.

      10. Saber que lo que motiva a un médico no tiene porqué motivar a otro. Cada pèrsona es un ser único que se mueve por emociones que le llevan a actuar de muy diferentes formas. No hay que desanimarse porque lo que funcione con un compañero no lo haga con otro.

 

Fuente: Diario Médico: http://www.diariomedico.com/medico-joven/trabajar/noticias/10-trucos-para-aumentar-la-motivacion-del-medico

Comparte en redes sociales:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar