In memoriam de Pepe Alcántara, nuestro amigo y compañero

Durante muchos años, D. José Luís Alcántara Rojas, Pepe Alcántara para todo el mundo, fue delegado del Sindicato Médico en el Hospital Virgen Macarena.
Devoto del hospital y, sobre todo, devoto de la Virgen que dio nombre al que se hiciera en sustitución del H. de las Cinco Llagas. Sevillano afincado en Castilleja de la cuesta se forjó en la cirugía en la cátedra de D. Manuel Zarapico y en las letras en ABC.
Escritor habitual de Cartas al Director, nos tenía acostumbrados a su crítica limpia, sin dobleces y dirigida, fundamentalmente, a la mala gestión de la sanidad sevillana y andaluza.
Pero el que tiene afición por las letras, suele tocar varios palos, así fue, en su juventud, corrector de ABC cuando los escritos pasaban ese filtro y en su madurez pregonero. Que ya tiene tela escribir un pregón.
Siempre quiso ser un simple delegado, sin tener que meterse en enredos, pero no tuvo más remedio que aceptar el cargo de tesorero del sindicato, formando parte del Comité Ejecutivo y así finalizó su carrera profesional y sindical.
También perteneció a la Junta Directiva del Colegio de Médicos en la que durante dos mandatos fue, también, tesorero.
También fue tentado desde la política, pero el sindicalismo y la política son incompatibles y tuvo que renunciar.
Tertuliano en radio y televisión, era frecuentemente requerido por Cristóbal Cervantes y por Paco Robles para participar en debates, no ya de medicina, sino de cualquier cosa que sirviera para arreglar el mundo. Algo que a los sevillanos nos encanta sobremanera.
Siempre presumió de su condición de “cuarterón”, de su amor a la Macarena, a su mujer, Fernanda, a su hija Sonia y a su nieta, Macarenita que llenó su vida desde su jubilación hasta que Dios lo llamó, seguramente para que le contara alguna de sus historias en el chalé de los Luca de Tena y se dedicara a escribir “Cartas al que manda en todo” .
Aquí abajo, en el sindicato, echaremos en falta tu habitual despedida -¡Que Dios te bendiga!-
Que Dios te bendiga a ti, Pepe y proteja a tu familia.

Comparte en redes sociales:

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar